Plaza localizada en el centro del municipio, a la espalda del Ayuntamiento, más concretamente en la calle Victoria. Tiene una superficie de 557 m2.

Rehabilitada en la década de los ochenta y convertida en Plaza Pública con el diseño y dirección de Francisco Moreno Galván. Queda constituida por un patio columnado que nos recuerda a los claustros porticales de un convento. En el centro una sobria fuente y, en un rincón un ciprés, que recuerda a aquel que cantaba Gerardo Diego. Este espacio albergaba la antigua plaza de abasto del municipio. En uno de sus laterales se aprecia una placa en homenaje a Blas Infante. En las galerías, lámparas diseñadas por Francisco Moreno Galván, que hunde sus raíces en el trabajo de la forja. En la galería este, se encuentra una puerta de acceso a las dependencias municipales, y a su lado el escudo del Duque de Osuna que se encontraba en la desaparecida CILLA. ( “Cilla del Duque de Osuna” en el cual se recogían los granos que en concepto de diezmo obtenía el Duque de los vecinos).

Solemne es la fachada oeste, que da a la calle Victoria, de estilo neoclásico, con amplios arcos que recuerdan, en su disposición y en la decoración de los arcos de los extremos y central, a la Puerta de Alcalá que erigiera en Madrid el arquitecto Sabatini. A la espalda de esta plaza se encuentra el Ayuntamiento.